Como motivarse para hacer ejercicio

Para pasar de salir a correr de vez en cuando a convertirlo en un hábito es necesario tener la motivación adecuada. Algunos estudios han reflejado que para que alguna conducta se convierta en hábito hace falta un número de días determinados, algunos hablan de 21 días u otros de 28. Un estudio británico llevado a cabo en el University College de Londres ha demostrado que hacen falta 66 días para que se cree un hábito y pueda mantenerse durante años. Eso significa que si durante ese número de días “repites algo cada día en la misma situación, se convierte en una reacción automática ante dicha situación”, explica Jane Wardle, coautora del estudio que se publicaba en la revista European Journal of Social Psychology en el año 2009 con el título “How are habite formed: Modelling habit formation for the real word” . En este estudio se dice que las conductas saludables relacionadas con el ejercicio físico son más difíciles de consolidar que otras como por ejemplo comer una manzana.

Dentro de cada persona está toda la motivación que necesitamos para ponernos en marcha y seguir motivados sólo tenemos que encontrar aquellos “motivos” personales que nos hagan cada día dejar el sofá y activarnos para salir a correr, caminar o a practicar cualquier actividad física que nos guste.

Algunos consejos (*) para conseguirlo son:

  • Confiar en tu programa de entrenamiento: para motivarse, las personas que corremos sea cual sea nuestro nivel, necesitamos sentir que nuestros entrenamientos son factibles. Si nuestros entrenamientos son demasiado exigentes para nuestro estado de forma, nos desmotivaremos.
  • Cuando salgas en grupo, elige uno en el que las personas que lo componen tengan un nivel similar al tuyo, no al nivel que quieras llegar.
  • Cuando quieras hacer rutas más largas contempla la posibilidad de combinar la carrera con el caminar.
  • Intenta buscar un horario que te sea fácil de cumplir y ajustado al resto de actividades de la vida diaria. Si te propones salir todas las mañanas antes del trabajo pero eres una persona poco amante de madrugar es probable que tanto esfuerzo lo pagues abandonando. Busca un horario más adecuado a tus gustos o tu biorritmo.
  • Controla tu nivel de azúcar en la sangre, niveles bajos de azúcar genera un estrés considerable en el sistema nervioso y el cerebro envía mensajes como “mañana te sentirás mejor, descansa hoy” “se está mucho mejor en casa calentito”…Tomar una barrita energética o un plátano y agua una hora antes del ejercicio te activará y te alejará del sofá.

(*) Jeff Galloway (2003) El Maratón. ¡Puedes Hacerlo!. Editorial Paidotribo. Barcelona

 

Por último, marcarse un objetivo “medible” y “factible” puede ayudar mucho a la hora de motivarse. Da igual que el objetivo sea participar en algún evento deportivo, como una carrera, que sea un objetivo solidario, que sea un objetivo de salud como perder peso, cualquier cosa que plasmes en un papel y que puedas colgar con un imán en el frigorífico y que veas cada día al entrar en la cocina y te haga seguir adelante.

motivarse

motivarse

"Suscríbete a nuestra Newsletter"
Recibe actualizaciones exclusivas para cuidar tu salud a través del deporte con nosotros

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>